A pesar de no haber una respuesta precisa para aplicar a todas las viviendas, podemos a través de ciertos parámetros saber si esta debería o no ser reformada.

Si analizamos nuestra vivienda con objetividad y la ponemos a examen podremos percibir si realmente está funcionando para satisfacer con la mayor plenitud nuestras necesidades.

Podemos examinar nuestra vivienda a través de estos 5 parámetros:

1/ La casa no se percibe como un todo

Habitaciones que no se relacionan entre sí, falta de integridad visual entre las distintas piezas y carencia de uniformidad en el diseño evidencian que la casa no se entiende como un espacio único, un todo. Probablemente sea una vivienda con excesivas compartimentaciones y que no aprovecha la iluminación natural.

Si una vivienda está bien distribuida, cualquier invitado al entrar en casa por primera vez sabrá cómo funciona: circulaciones claras, diferenciación entre las partes públicas y las más privadas, localización del aseo de cortesía…

01
02
03

http://www.archdaily.com/773637/apartment-in-ramat-gan-itai-palti

2/ Derroche de metros cuadrados en pasillos o estancias inservibles

Es frecuente encontrar largos y oscuros pasillos, grandes vestíbulos y habitaciones sin uso… en definitiva espacios en los que no estás, no disfrutas.

Una solución a estos problemas puede ser sustituir pasillos por zonas de circulación que además tengan otro uso, por ejemplo, una zona de juegos para niños, una zona de lectura o un pequeño estudio. Por otro lado, aprovechar los m2 de habitaciones inutilizadas juntando varias estancias para generar espacios más amplios y luminosos, para conseguir que una vivienda que se percibe pequeña y con falta de espacio, sea amplia y luminosa

04
05

http://www.plataformaarquitectura.cl/cl/781570/reforma-piso-eixample-de-barcelona-m2arqitectura

3/ No hay una clara distinción entre la zona de día y la zona de noche

Los dormitorios próximos a cocinas suelen ser un problema común que provoca una falta de funcionalidad enorme en una vivienda, generándose largos pasillos de circulación, falta de intimidad y molestia de ruidos y olores.

Separando en una nueva distribución programática las zonas de día (salón, cocina, comedor) de las zonas de noche (dormitorios), conseguiremos una casa más práctica, y más aprovechable.

Los nuevos conceptos de vivienda han cambiado. Por ejemplo, la posición de la cocina, ha pasado de ser una estancia apartada y volcada a un patio pequeño de luces a ser una pieza protagonista en la vivienda dónde nos gusta pasar muchas horas, situándose por tanto abierta con el salón comedor y con las vistas e  iluminación más privilegiada de la casa.

06
07

http://www.plataformaarquitectura.cl/cl/868326/departamento-ba-atelier-data

4/ Falta de eficiencia energética

No cabe duda que en los tiempos en los que nos encontramos, la eficiencia energética debería ser una premisa imprescindible a aplicar en cualquier edificio. Fugas de climatización a través de viejas ventanas, fachadas y cubiertas mal aisladas, instalación de calefacción a través de viejos radiadores con caldera de gas o, peor aún, de gasóleo, climatización de aire acondicionado con máquinas de altos consumos, iluminación halógena o incandescente…

Una reforma será el momento idóneo para replantearse la sustitución de las ventanas, aislar fachadas y cubierta, sustituir instalaciones cambiando los radiadores comunes por radiadores de baja temperatura o suelo radiante, sustituir la caldera de gasóleo por una máquina de aerotermia y reemplazar la iluminación halógena, fluorescente o incandescente por led.

5/ Tipo de casa distinto a la forma de vida de sus ocupantes

Si sientes que tu vivienda es como un traje mal confeccionado, imposible de adaptarse al cuerpo con la precisión, elegancia y comodidad necesaria, es porque esa casa no está pensada para la familia que la habita, será hora de adaptarla a sus necesidades.

Los tipos de casas con patrones estandarizados no responden de la manera adecuada a cada una de las diversas familias que la habita, puesto que cada familia es distinta, los estándares arquitectónicos de cada vivienda deben ser diferentes y personalizados. No tiene las mismas necesidades una pareja de ancianos que una pareja joven, o una familia con dos hijos a una familia sin hijos, o una familia monoparental a una familia tradicional… tampoco es lo mismo una familia con aficiones deportivas y al aire libre que una familia con preferencia por la lectura y ver películas en casa… Sin embargo, es frecuente encontrar a todos estos tipos de unidades familiares viviendo en recipientes exactamente iguales.

Reforma de un apartamento en Alicante.

Reforma de un apartamento en Alicante.
http://www.plataformaarquitectura.cl/cl/804392/casa-p-and-p-la-erreria

Desde Búhoblanco Arquitectos podemos asesorarte, ¿por qué no te pones en contacto con nosotros?

Guardar